GITANA!! - (Julia Herrera)

Justos mercaderes fueron,
al tiempo que esclavos y esclavas,
quisieron ser.

Por qué, no eres tú mi esclava?,
para que sólo "y0"
tu dueño pueda ser?

Cuentan las leyendas
que hubo un hombre una vez,
que perdió la cabeza,
por el amor de una mujer.

Cuántos cuerpos,
cuántos juicios,
cuántos culpables tuvieron que...
por aquel lugar haber.

Todos pasaron
y todos estuvieron,
locos de amor por esa mujer.

Mujer gitana y morena
hembra de la cabeza a los pies!.
Y cómo no iban a estar locos
si era una luz que ciega,
y no deja ver.

Roja pasión sentía
pero sólo cuando ella quería
que, otros ojos,
la pudieran ver.

Era como un filtro
como un veneno,
su seductora majestuosidad.
Tan grande
como el Sol cuando sale,
en verano, a trasnochar.

Que el cuerpo enloquezca por una pasión
que al mirarla...
le deja a uno, algo corto y estrecho,
no es difícil de creer.

Pero así es como me siento,
cuando en sus profundos ojos
los míos quiero ver.

Siento que se pierden,
porque, ella, no permite que otros, los suyos,
quieran tocar.

Son sus ojos
como el opaco anuncio de la madrugada,
ese momento en el que el Universo
se queda sin voz.

Ese que dice y anuncia,
que La Luna, en la noche,
ya, la vuelta dió.

******

No hay comentarios:

Publicar un comentario